Inicio » Noticias » Noticias sobre educación » #CreoEnLaPública: “Aquí aprendí la verdadera misión de la educación: servir”

#CreoEnLaPública: “Aquí aprendí la verdadera misión de la educación: servir”

“Todo empezó cuando el director me invitó al equipo directivo, como encargado de evaluación. Llegué a una escuela del pueblo de Zúñiga, pueblo “típico”, agrícola, especie de comarca de la zona norte de San Vicente, Región de O’Higgins.Lo que más me llamó la atención fue la cercanía del director con los estudiantes. Siempre hablaba de […]



“Todo empezó cuando el director me invitó al equipo directivo, como encargado de evaluación. Llegué a una escuela del pueblo de Zúñiga, pueblo “típico”, agrícola, especie de comarca de la zona norte de San Vicente, Región de O’Higgins.

Lo que más me llamó la atención fue la cercanía del director con los estudiantes. Siempre hablaba de “la tremenda mochila” con que llegaban a la escuela, refiriéndose a sus situaciones familiares. Se esmeraba en atender a los apoderados, con una política de puertas abiertas, y en fomentar la participación docente.

Pensando en esa mochila, diseñamos un diagnóstico para pesquisar situaciones que afecten el desenvolvimiento de niños y niñas en la sala de clases, que incluía: tiempo de viaje a la escuela, ficha psicosocial, test de estilos de aprendizaje; además de revisar habilidades lectoras, científicas y formación ciudadana. Lo hicimos porque no sacamos nada con diagnosticar qué sabe cada estudiante si no sabemos cómo aprende o si asiste con las condiciones para aprender.

Con ese diagnóstico, junto al acompañamiento y conversación con las familias, encontramos soluciones sin tomar medidas remediales o punitivas. Es el camino largo, pero trae resultados. Un cuarto básico pasó de ser considerado “problema” a ser proactivo, participativo. Se logró con trabajo: en un año, el profesor jefe realizó más de cien entrevistas a las familias de este curso.

Por esa cercanía, el equipo directivo descubrió que la comunidad quería que el colegio entregara continuidad. Hasta el 2014, al llegar a octavo, nuestros niños y niñas debían partir a otras ciudades para estudiar. Así, en 2015, la Escuela Municipal de Zúñiga abre un primero medio, que alcanza 29 estudiantes. En un año, pasamos de 365 estudiantes a 390. Somos una escuela pública que crece.

Para que ese crecimiento sea responsable, se comenzó a trabajar con la Universidad de Chile, en un estudio que resuelva la orientación de la Escuela Zúñiga, ¿humanista-científica o técnico profesional? La decisión nacerá de las entrañas de la escuela, de sus voces. En ese camino, acuñamos un nuevo término: “escuelar”, que es hacer escuela al servicio de la comunidad, escuchando, defiendo a su comarca y a la Educación Pública.

Entonces yo no creo en la Educación Pública, porque creer implica fe y la fe es ciega, se concentra en algo que no existe. La Educación Pública sí existe, yo la vivo en carne propia cada día”.

¿Tienes una historia? Cuéntanos por qué crees en la Educación Pública, envíanos tu testimonio a contacto@educacion2020.cl.

Noticias relacionadas

Un nuevo Chile sólo es posible con una nueva educación: aquí te compartimos cinco prioridades y 10 desafíos para un nuevo gobierno

Noticias sobre educación 2020

18 noviembre, 2021

#EducaciónALaConstitución: Estos son las y los convencionales con quienes nos hemos reunido para sumarnos al debate constitucional

Noticias sobre educación 2020

11 noviembre, 2021

Noticias

de Educación

Suscríbete y recibe diariamente en tu correo el resumen de prensa sobre educación

Suscríbete