Inicio » Noticias » Noticias sobre educación » Carta de una profesora sobre un niño/a “problema”

Carta de una profesora sobre un niño/a “problema”

Unas semanas atrás, el periódico Washington Post publicó la carta de una profesora dirigida a un padre o madre imaginario que está preocupada por “ese” niño/a que siempre molesta en clases, que es hiperactivo o agresivo.  En una emotiva misiva, la educadora canadiense Amy Murray explica a ese padre/madre todos los problemas por los que podría estar […]



Unas semanas atrás, el periódico Washington Post publicó la carta de una profesora dirigida a un padre o madre imaginario que está preocupada por “ese” niño/a que siempre molesta en clases, que es hiperactivo o agresivo. 

En una emotiva misiva, la educadora canadiense Amy Murray explica a ese padre/madre todos los problemas por los que podría estar pasando ese niño/a que lo hacen ser como es y hacer lo que hace. Además, expone cuál es su labor como educadora para acompañar al niño/a y a su familia en el proceso y pide comprensión.

Amy Murray ha sido educadora en aula por 7 años, 5 de ellos en jardín infantil, y docente fuera del aula docente durante 10 años. Actualmente, se desempeña en su segundo año en la administración de un jardín infantil, donde es encargada de supervisar a unos 200 estudiantes menores de 6 años. Además, es la co-fundadora de www.kinderchat.org, una comunidad de Twitter a nivel global dirigida a educadores. Pueden leer su blog (en inglés) en www.missnightmutters.com, encontrarla en Twitter en @happycampergirl y en Facebook como Miss Night’s Marbles.

A continuación, les transcribimos (con el permiso de la autora), la carta a “ese” niño/a:

“Estimado/a apoderado/a:

Lo sé. Usted está preocupado. Cada día, su hijo llega a casa con una historia sobre AQUEL niño. El que siempre está golpeando, empujando, pellizcando, rasguñando y quizás incluso mordiendo a otros niños. El que siempre tiene que caminar de la mano conmigo en el pasillo. El que tiene un lugar especial en la alfombra y el que ocasionalmente se sienta en una silla en vez de sentarse en el piso. El que tuvo que dejar el centro de bloques de juguete, ya que los bloques de juguete no son para lanzar. La que escaló la reja del patio de juegos exactamente cuando le decía que se detuviera. El que derramó la leche de su vecino al suelo, en un ataque de ira, a propósito y mientras yo estaba mirando. Y luego, cuando le pedí que limpiara, usó TODO el rollo de papel del dispensador, a propósito y mientras yo estaba mirando. El que dijo REALMENTE “esa” palabra en la clase de gimnasia.

Usted está preocupado de que AQUEL niño esté restando valor a la experiencia de aprendizaje de su hijo. Usted está preocupado de que consuma mucho de mi tiempo y energía, y que su hijo no tenga su parte justa. Usted está preocupado de que ella vaya a realmente lastimar a alguien algún día. Usted está preocupado de que ese “alguien” pudiese ser su hijo. Usted está preocupado de que su hijo vaya a empezar a utilizar agresividad para obtener lo que quiere. Usted está preocupado de que su hijo vaya a retrasar su desempeño académico, ya que puede que yo no me dé cuenta de que esté luchando por sostener un lápiz. Lo sé.

Su hijo, este año, en este curso, a esta edad, no es AQUEL niño. Su hija no es perfecta, pero en general sigue las reglas. Él es capaz de compartir los juguetes pacíficamente. Ella no lanza mobiliario. El levanta su mano para hablar. Ella trabaja cuando es el momento de trabajar, y juega cuando es el momento de jugar. Es posible confiar en que él irá directamente al baño y regresará directamente de vuelta, sin realizar travesuras. Ella piensa que la palabra E es “estúpido” y la palabra M es “mierda”. Lo sé.

Lo sé, y yo también estoy preocupada.

Como ve, me preocupo todo el tiempo. De TODOS ellos. Me preocupo de que su hijo sostenga el lápiz, y de los sonidos de las letras de otro niño, y de la timidez de aquel pequeño, y de la lonchera siempre vacía de aquel otro. Me preocupa que el abrigo de Gavin no sea lo suficientemente cálido y que el papá de Talitha le grite por escribir la letra B al revés. La mayoría de mis viajes en automóvil y duchas se consumen con esas preocupaciones. >>Seguir leyendo>>

 

Traducción de The Language Co.

Imagen: woodleywonderworks en Flickr.

Noticias relacionadas

¡Atención profes y directivos! Educación 2020 lanza Consulta Ciudadana para conocer sus opiniones sobre el avance del proceso constituyente

Noticias sobre educación 2020

30 noviembre, 2021

Un nuevo Chile sólo es posible con una nueva educación: aquí te compartimos cinco prioridades y 10 desafíos para un nuevo gobierno

Noticias sobre educación 2020

18 noviembre, 2021

Noticias

de Educación

Suscríbete y recibe diariamente en tu correo el resumen de prensa sobre educación

Suscríbete